Green Day - ¡Uno!

Crítica: Green Day – ¡Uno! (Warner Bros Records / Reprise Records, 2012)

Han pasado tres añazos desde que los de california lanzaran su disco 21st Century Breakdown, una segunda ópera rock después de American Idiot en la que la idea ya parecía bastante agotada. Desde que acabó la promoción de aquel disco y tras un tiempo en la sombra, Billie Joe (a través de su cuenta de Twitter) nos confirmó un nuevo y mastodóntico proyecto: una trilogía. Cada día hemos ido conociendo más y más cosas de la susodicha y nuestros miedos se despejaban: parecía que iban a volver los Green Day divertidos y hamburgueseros de siempre. No solo eso, una vez más, se metían en el estudio con Rob Cavallo, productor que les acompañó en otras joyas de su pasado como Dookie, Insomniac y Nimrod. A medida que se sucedían los adelantos (Oh Love, Kill The DJ, Let Yourself Go…) veíamos cada vez más claro a lo que iba a sonar ¡Uno!, la primera de sus entregas.

Green Day - Billie Joe Armstrong

“¡Mírala cara a cara que es la primera!”

Da miedo ver la cantidad de informaciones, adelantos y la gran maquinaria que de promoción que han activado a la hora de dar a conocer estos álbumes y lo que todavía nos queda por ver. Pero a lo que vamos, ahora que por fin tenemos la primera entrega, Billy Shears y yo misma, vamos a ir desgranándola a ver qué queda de los Green Day saltarines de apenas 20 años. El primero de sus discos, la introducción a la fiesta, puede ser querido, puede ser odiado, pero no es un mal disco. ¿Qué nos ha traído el trío? Aquí las opiniones de dos fanáticos que también han tardado más de one fucking minute en expresarse.

Nuclear Family

Billy Shears

Fue el último adelanto que escuchamos del disco antes de que saliese oficialmente. Sin duda es un gran comienzo para ir calentando motores, con su intro a lo Clash y sus pegadizas estrofas. Una buena forma de empezar la fiesta.

Our Lady of Sorrows

El tema es genial como apertura a lo que nos quieren presentar, una vuelta a sus inicios, han dejado de lado la política y volvemos a la diversión y a frases poco profundas y fiesteras como “Drinking angel’s piss, gonna crash and burn”. La cuenta atrás final también es significativa en este tema. ¿Estáis preparado para todo lo demás? 3, 2, 1, esto va a comenzar.

Stay The Night

Billy Shears

Esta canción también se filtró antes de la salida del disco, en forma de directo. En la intro relajamos un poco el ritmo con unos arpegios, pero en cuanto Tré golpea la batería y entra la estrofa volvemos al ritmo marcado desde el principio. Bonita canción para continuar, quizá algo moñas, pero de momento la cosa va bien.

Our Lady of Sorrows

Para esta servidora, que no sabe qué es un arpegio, la canción catalogada como “moñas” por su compañero, le ha parecido una de las mejores de la placa. Cada cual se identifica de forma diferente con las canciones, pero vamos ¿quién no ha querido una noche eterna? Billie, no te hagas el duro. A nivel musical, me ha gustado la vuelta al sonido de un tema que podía salir perfectamente de alguno de sus discos de los 90. Un intro más calmada que da paso a las potentes guitarras, las grandes protagonistas de este tema. A mí a estas alturas, ya me tienen encandilada.

Carpe Diem

Billy Shears

Continúa la fiesta con una canción más coreable y, por fin, una que aún no conocíamos. Un canto a la vida en forma de power-pop con un estribillo de los de corear a voz en cuello desde la arena, a ver si podemos hacerlo pronto.

Our Lady Of Sorrows

Poco tengo que añadir a los comentarios de mi compañero, salvo: “ARE WE ALL TOO YOUNG TO DIE” (a voz en grito). Con este tema nos demuestran que la formula pegadiza con estribillo repetitivo sigue funcionando. Eso no quita para que, efectivamente, todos acabemos coreándola como becerros en cualquier estadio o sala en la que nos la quieran cantar.

Let Yourself Go

Billy Shears

Otra de las ya conocidas antes de tener el disco, una auténtica descarga de energía. A Billie se le va la olla tras el estribillo y se marca unos gritos como habíamos oído pocos (o ninguno). Una de las más divertidas del disco sin duda.

Our Lady of Sorrows

A mi compañero tendré que decirle que durante la actuación en los premios MTV los gritos ni si quiera los hizo Billie, fue Jason White. A lo mejor la idea no fue suya… Por lo demás, no se puede negar la explosión de energía que le da la canción al álbum, que no venía pintando mal, pero que estaba algo falto de potencia. La fiesta sin animación no tiene mucho futuro.

Kill The Dj

Billy Shears

El segundo single oficial del disco, antes de que saliera (por supuesto). Dentro de un disco que es Green Day volviendo a lo que mejor sabe hacer se agradece esta pequeña rareza, este punk bailongo a la Franz Ferdinand. Una de mis favoritas.

Our Lady of Sorrows

Desde el principio el tema me sorprendió, no me los imaginaba yo echándose a las pistas de baile. Cumple su función, sí. Me ha gustado, bueno. Innovar siempre está bien, pero en este caso, de nuevo me falta algo más de ritmo para que sea la perfecta canción que de verdad pincharía un DJ. A lo mejor precisamente eso querían, hacer punk de pistas de baile.

Fell For You

Billy Shears

Relajamos el ritmo un poco con este rock and roll clasicón. Las melodías vocales le dan un toque viejuno bastante agradable, recordándonos a esos momentos en los que los Ramones se ponían dulzones en su día.

Our Lady Of Sorrows

Para esta yo me pondría mi falda de vuelo y mi rebeca de punto, para estar acorde con la canción, quiero decir. La verdad es que los “ay ay ay” siempre me han gustado dentro de una canción y tal y como dice Billy un poco de rock clásico no viene mal. Pero aún así será uno de esos temas que se conocerá pero que pasará bastante desapercibido.

Loss Of Control

Billy Shears

Se ponen al frente en la intro Tré y Mike para después estallar en un nuevo tema lleno de energía. Una de los momentos más festivos del disco que vuelve a subir el ritmo.

Our Lady of Sorrows

Arriba, abajo, arriba, abajo. Estamos acabando como en una montaña rusa. De nuevo un tema potente para que la fiesta no decaiga. Otro de los fáciles de corear que muestra su faceta gamberra. Eso sí, este me apetece menos cantarlo a voz en grito. Enérgico pero vamos bajando el listón.

Troublemaker

Billy Shears

Para empezar, la canción más corta del disco. Vuelven las palmas y los coros para traernos otra canción con sabor a rock and roll. Ésta también la conocimos gracias a la promo que el grupo hizo para Angry Birds. Sin demasiadas sorpresas, una canción que entra bien y rápido se va.

Our Lady of Sorrows

La más corta y una de mis favoritas, ya sea por el ritmo que marca la guitarra en todo el tema o por su simpleza que me parece genial. Como dice mi compañero, sin sorpresas, pero es que yo soy una chica simple.

Angel Blue

Billy Shears

Ojo, solo dos minutos más larga que la anterior pero con mucha más tralla. Vuelven los Clash con unos punteos hiperactivos al principio. Una canción adolescente y rápida.

Our Lady of Sorrows

¿La canción es adolescente por ser joven o solo le va a poder gustar a los más teenagers? De cualquier forma, la chica de 16 años que hay en mí (y no suele estar muy lejos), enloquece y salta en mi interior con la escucha de este tema. De nuevo me hace regresar a mis queridos 90, eso sí, con mucho mejor sonido que en aquel entonces.

Sweet 16

Billy Shears

Con una intro al más puro estilo Subsitute de los Who, con una distorsión mucho menos marcada llega esta canción, sencilla y bonita. Falsete y guitarras suaves que llevan el tema. Recuerda mucho a los temas de Warning (lo cual es más que agradable).

Our Lady of Sorrows

¿Parece que el ritmo ha decaído de nuevo? El cambio de registro de la voz a mí me recuerda al Summer Nights de Grease. No me entendáis mal, no comparo ambas canciones, simplemente veo a ese joven sentimental que intenta parecer un niño bueno recordando cosas dulces de su juventud. La influencia de lo hecho con los Foxboro Hottubs es más que evidente en todos los temas.

Rusty James

Billy Shears

Quizá es la canción que más recuerda a los tiempos de American Idiot y 21st Century. Unos coros llevan la voz de Billie en el estribillo, más dulce que de costumbre. Uno puede pensar que este es el momento más flojo del álbum, pero pronto se nos quita la idea: prácticamente se nos ha acabado el disco.

Our Lady of Sorrows

Particularmente cerraría el álbum con esta canción. Un tema ligeramente más tranquilo, que no más flojo querido Billy, en el que las guitarras siguen demostrando fuerza por detrás. Después del lento, rápido, lento… una mezcla para acabar no hubiera estado nada mal.

Oh Love

Billy Shears

Lo primero que oímos de ¡Uno!, una canción sencilla con un aire más popero. Perfecta para cerrar el disco, tiene un poco de fuerza y un poco de la “suavidad” que tienen los momentos más lentos del disco. Uno de los estribillos más pegadizos del año, sin duda.

Our Lady of Sorrows

Lo que a mi compañero le parece perfecto para cerrar el álbum, a mí me descoloca. ¿Une fuerza y suavidad? Realmente ésta sí que es una de las más “moñas” que se puede escuchar en el álbum. Un pequeño susto como primer single que se ha solventado con el resto de los temas.

Y así de golpe y porrazo, se nos pasan los 41 minutos de ¡Uno!, un disco que apenas da tregua y le deja a uno con ganas de más, de saber qué será lo que nos tienen preparado para las próximas entregas, de las que, conociéndoles, empezaremos a escuchar cosas muy pronto.

Nota de los usuarios:

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas6 estrellas7 estrellas8 estrellas9 estrellas10 estrellas (5 votos, media: 7,60 estrellas de 10 posibles)

Cargando…

Green Day - ¡Uno!

Tracklist:

  1. Nuclear Family
  2. Stay The Night
  3. Carpe Diem
  4. Let Yourself Go
  5. Kill The DJ
  6. Fell For You
  7. Loss Of Control
  8. Troublemaker
  9. Angel Blue
  10. Sweet 16
  11. Rusty James
  12. Oh Love
Green Day: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm

Share

Acerca de Our Lady of Sorrows

Sin café, música e ironía la vida no tendría ningún sentido. El día que repartieron el gusto musical yo estaba a por piruletas y aún así me dejan escribir aquí, este mundo es así de insensato. Si todavía te quedan ganas de más, me puedes seguir en Twitter. Allí soy todavía más cínica.

8 comentarios en “Crítica: Green Day – ¡Uno! (Warner Bros Records / Reprise Records, 2012)

  1. No engañaré a nadie: hace años que no soporto a Green Day. Ni me creí en su momento sus aires de grandeza y flirteo con el rock de estadio de American Idiot ni me tragué esa continuación directa, sosa y descafeinada llamada 21st Century Breakdown. El punk rock rápido, potente y con chispa de sus inicios fue dejado de lado frente a todo esto, motivo por el cuál no pensaba escuchar este disco.

    Pero mira por dónde, me convencieron para hacerlo, y repito aquí lo que ya dije en su momento cuando lo escuché: se nota buena voluntad, un ligero amago de mezclar las características de su última etapa con la magia de sus inicios. ¡Maldita sea, incluso han compuesto algo como “Let Yourself Go”, una canción rápida y con mucha pegada que, cual Delorean, te lleva inmediatamente a otra época! PERO, y es un pero enorme, es un disco sin alma. Sin corazón. Exceptuando los singles -horribles casi todos ellos, en mi opinión-, la mayor parte de sus temas evidencian una falta de contundencia muy clara (especialmente sangrante en el trío inicial, no sé si por culpa de la batería, la mezcla o qué), como si ellos mismos tuviesen miedo de desplegar sus antiguas cualidades. En resumen, un 21st Century Breakdown que, en lugar de intentar repetir el éxito de American Idiot, lo hace de otros como Dookie o Nimrod. ¿Mejor? Evidentemente. ¿Suficiente? Sí. ¿Bueno? Lo siento, pero no.

    1. Los singles, a mi parecer, han sido perfectamente elegidos. El “que hablen mal de ti, pero que hablen”, funciona bastante bien para que la gente tenga tu nombre en la boca durante mucho tiempo, aunque sea porque las dos primeras canciones que se dan a conocer choquen un poco. Además Let Yourself Go, a la que elogias, también ha sido un sencillo del disco, un poco más tardío, eso sí. Se les podrán achacar muchas cosas, pero buena estrategia de presentación, desde luego, no.
      Respecto a la falta de contundencia, puede ser, pero no creo que tengan miedo a volver a lo antiguo, simplemente la gente evoluciona. Después de todo el tiempo que llevan, no podemos pretender que vuelvan a sonar como en Dookie aunque lo intenten. Que el cambio sea a mejor o a peor, es cuestión de opiniones.

      1. Sé que Let Yourself Go fue sencillo, y no digo ni me parece que fueran demasiado mal escogidos. Mi opinión se refiere al hecho de que son, a excepción de la susodicha, canciones horribles xd

        Soy consciente de mi falta de transigencia con respecto al Green Day actual, de ahí mi arrebato inicial. Pero también he de decir que he intentado escuchar este disco con toda mi buena voluntad y lo más objetivamente posible. ¡Líbreme Alá de querer que vuelvan a ser tal cual el Dookie/Nimrod! La actitud intransigente sobre negar la evolución musical me parece absurda, pero celebro el cambio que no se abstrae de los orígenes por razones que no sean puramente musicales o creativas. Y, en mi opinión -y es, posiblemente, lo más subjetivo y discutible que diga, pero al menos creo poder argumentarlo lo suficiente para no creer yo mismo que estoy diciendo una subnormalidad…que también- Green Day no ha seguido esa evolución. Este disco me recuerda a la gran banda que fueron y que podían ser, pero lo dicho, le falta chispa, un “qué sé yo”. En un año en el que el punk-rock está de enhorabuena (Reel Big Fish, Pennywise, NOFX y próximamente el nuevo disco de Bad Religion) esto es un disco “suficiente”. Y, por las condiciones que rodean mi opinión sobre el grupo, irónicamente, suficiente no es suficiente.

        1. Estoy de acuerdo con Yipee. Respeto y admiro a Green Day especialmente en sus discos de los 90` obviamente tenían que evolucionar y musicalmente hasta American Idiot me han gustado, luego 21 Century Breakdown no me convenció porque me pareció una versión repetida de AI sólo que mas prepotente y extenuante. Una banda que en ese momento perdió la simpleza y pegada que era su insignia. Ahora con UNO! resalto el hecho de que volvieran a sus raíces y dejaran a un lado lo conceptual, pienso que hay buenas canciones pero en general se siente la falta de ideas y la producción no me convence del todo, tal vez esta trilogía hubiese sido mejor con un sólo disco sólido, tal vez hay mucho relleno. “There`s no return to 96..”

          De DOS! se puede decir lo mismo salvo que no vuelven a sus raíces sino que experimentan con el lado Rock n` Roll que ya probaron en Foxboro Hot Tubs. A ambos discos les pongo un 7-10 y creo que tienen buenas canciones mas no necesariamente son buenos discos.

  2. Nunca he sido un fan “incondicional” de Green Day, pero siempre les he tenido bastante aprecio. El último disco me gustó, pese a que no fuera material propio de ellos.
    Pero con este disco a mi parecer se han salido. Un álbum muy ameno, animado, y que recuerda a Dookie.
    Un acierto por su parte, y espero que ¡Dos! y ¡Tré! estén a la altura.

  3. Me gustó mucho el disco! Y estoy confiado de que los próximos en la trilogía van a ser mejores.

  4. Yo coincido en la crítica, pero no en la nota. Le pondría ahora mismo un 8, aunque puede que luego un 6… PERO el 7 me parece un número muy feo, que queréis que os diga.
    “Yo también los noto sin alma”, pero es que eso me gusta. Me empiezo a emparanollar en mi cabeza: ¿Qué habrá pasado? ¿Por qué todo me parece tan “de esta forma”? ¿Cómo que han hecho esto?… Mi apreciación al disco empieza subir, y entonces lo veo todo claro.
    Troublemaker, por ejemplo. Seamos sinceros, ¿qué mierda es esto? Esto suena horrible. Palmas y Billie hablando sobre BMX para dar paso a un estribillo desganado y muy cansino. Parece que está llorando… Esto es horrible, y me gusta. Me encanta.
    Oh Love, ¿a quién le gustaba esta cancioncita tan simplona al principio? Es una cosa rara, admitámoslo (+Hola, soy Oh Love y tengo problemas de repe-repe-repe-repe-repetición). Pero, ahora, la canción existe y está ahí, muy bonita, resaltando por ser la última. ¿Cómo no le voy a hacer caso? Y entonces vuelves a escucharla. De repente, tienes esa sensación que se asemeja cuando, en un examen, se te viene la inspiración y completas el maldito ejercicio 3. ¿Que cómo ha pasado? Ni idea, solo se que la canto muy a menudo.

    ¿Y por qué no le cascas el 10? Porque si no me resaltarían de sensacionalista. Prefiero poner una nota mucho más bonita que un número de dos cifras.

    Puede que la edad, el momento, mi ciudad, mis amistades, la ventana que tengo aquí a mi lado, el número de pasos que haya dado un día… hayan influido en la nota. No lo sé. Solo sé que me lo he escuchado más de 12 veces desde el día que se filtro y que ya pronto llegaré a las 30 escuchas.
    ¿Nos hemos convertido en coprofagos? Oye, pues no lo se, eso ya lo tendrías que ver tú en tu casa o en tu médico.

    (Me cuesta escribir estas cosas, aunque sea muy liviano de leer)

  5. En mi opinion,para todos los comentarios negativos a Green Day les digo algo:Jodanse .l.
    Sobre American Idiot y 21st Century Breakdown,si una banda no evoluciona o cambia se puede volver aburrida y monotona,ademas sin American Idiot y 21st Century Breakdown jamas los hubiera conocido.
    En cuanto a la nueva trilogia,creo que Green Day va por buen camino.Esas canciones como les dicen simples,hacen pasar buenos ratos con sus melodias y letras pegadizas,y de eso se trata la musica.

Los comentarios están cerrados.