Roger Taylor Brian May

Roger Taylor dice que no tocaría con un holograma de Freddie Mercury

Como si de la princesa Leia enviando un mensaje a Obi Wan se tratase, en el pasado festival de Coachella tuvo lugar la aparición en sociedad del holograma del rapero 2pac, que como sabreis, lleva más de 15 años fallecido, pero que gracias a esta tecnología pudo compartir escenario con Snoop Dog delante del atónito público de California, que a buen seguro, comprobó un par de veces que había en la bebida. Como es lógico, tras el éxito que ha tenido esto, ya se está empezando a rifar el próximo héroe caído que volverá a la vida, con el carrusel habitual de nombres, encabezado por Michael Jackson y por todos esos que estás pensando.

Roger Taylor Brian May

“Qué risa Roger, no saben que no estamos aquí, sino en las Bahamas, tomando caipirinhas”

El último en ser preguntado por el asunto ha sido Roger Taylor, batería de Queen, y su opinión sobre tocar junto al holograma de uno de los mejores showman de la historia de la música reciente es la siguiente:

No creo que yo quiera. Si alguien usara el holograma de Freddie, no tendría ninguna objeción… es solo que no encaja muy bien conmigo. No quiero aparecer con un holograma de mi querido amigo. Es o el real o nada para mí. Pero creo que es un efecto increíble usado apropiadamente, obviamente, en la oscuridad.

Por el momento, las posibilidades del invento se me antojan muy golosas. Podríamos ver, por ejemplo, un dueto de Madonna consigo misma hace 20 años, y jugar a ver quien encuentra las diferencias. Por cada fallo, chupito.

Vía: Blabbermouth
Queen: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm

Share

Acerca de Jesus Etc

Dos partes de melómano con verborrea, otras dos de aspirante fracasado a cómico. Añadir adicción a Radiohead, mezclar con Joy Division, Tool, Mastodon y tantos como se te ocurran. Servir en frío con una pajita y una sombrilla.

2 comentarios en “Roger Taylor dice que no tocaría con un holograma de Freddie Mercury

    1. Supongo que se refiere que le daría cosica verlo a él a su lado y tal. Con otra persona, ya es otra. Lo mismo pasó con Paul Rodgers.

Los comentarios están cerrados.