The Mirage

“Son muchas horas de dedicación y no creo que lleguemos nunca al punto de regalar nuestro trabajo”: entrevista a The Mirage

Llegar a la década de existencia en el mundo de la música no es moco de pavo. Si aún por encima lo haces con tres discos publicados sin contrato discográfico alguno, todavía tiene más mérito. Esta es la historia de The Mirage, un grupo gallego (concretamente de Vigo) de hard rock que en el mes de febrero alcanzaron los diez años como formación y que decidieron celebrarlo este verano con un concierto a bordo de una goleta.

The Mirage

Lugares en ruinas, esos grandes escenarios para sesiones de fotos

El batería de la formación, Suso Valcárcel, accedió a responder a las preguntas de esta “breve” entrevista. En sus respuesta habla de cómo fue esta década, del próximo disco de The Mirage y de mucho más.

J. Strummer: El décimo aniversario, que se dice pronto. ¿Cómo valorarías en general estos diez años de historia?
The Mirage: Si lo hago resumiendo, te diría que esto ha sido una carrera de fondo o una prueba de decatlón, llena de charcos y barrizales, pero, muy por encima de todo, llena de alegrías y satisfacciones por haber ido superando los pasos y saltos complicados hasta llegar a donde estamos hoy en día. Todo esto además, ha llegado única y exclusivamente de nuestra mano y el sudor de nuestra frente sin nadie que nos haya respaldado ni económica ni promocionalmente, con lo que la satisfacción es todavía mayor. A partir de ahora y con todos los acontecimientos importantes que hemos vivido en estos diez años, para bien o para mal, solo nos queda seguir peleando, aprendiendo cada día a ser mejores personas, mejor banda y seguir haciendo cada día mejores canciones. Si alguien serio, por fin, se decide a darnos el empujón definitivo hacia lo que somos capaces de hacer por nuestra música, estaremos encantados de recibir propuestas, y si no es así, como hemos hecho hasta ahora, seguiremos molestando a unos y alegrando a otros por nuestra propia cuenta y riesgo. Firmamos por diez años más como estos, eso por descontado.

JS: Para celebrar esta fecha significativa, se os ocurrió una curiosa iniciativa: un concierto por la ría de Vigo a bordo de una goleta. ¿Cómo se os ocurrió esta idea, en cierto modo, pionera?
TM: Por todos es sabido que de esto en nuestro país solo viven cuatro para los que está muy bien repartido el pastel, y bandas como la nuestra solo pueden tener acceso a otro tipo de iniciativas a base de esfuerzo. Hemos visto que un año más, y tras llamar a las puertas de los “grandes” festivales de verano a nivel nacional, nos íbamos a quedar parados porque estos tienen ya muchos compromisos, que yo, personalmente, prefiero llamar amiguismos. Creo que va siendo hora de que las pequeñas bandas empecemos a llamar a las cosas por su nombre y dejemos esos miedos atrás por si nos vetan o excomulgan del pódium de los grandes. A nosotros nos da exactamente igual todo, así que a través de mi trabajo, el que me da de comer, que no es otro que la instalación de lonas en grandes yates o veleros hemos tenido acceso al alquiler de esta goleta para llevar a cabo nuestra fiesta de X Aniversario. La empresa propietaria de la embarcación se mostró super receptiva con nuestra idea y nos lanzamos a por ella con nuestro propio esfuerzo y dedicación, como es habitual en esta banda “autotodo”. El resultado ha sido genial, y pese a que la segunda fiesta en la goleta se ha cancelado finalmente, no descartaremos realizar otra fiesta del Rock a través de la Ría de Vigo el próximo verano.

JS: ¿Sirve también para hacer un pequeño parón antes de ponerse a componer canciones para la continuación del álbum A-52?
TM: Exacto. Esto ha sido una celebración especial para ahora pararnos en seco con los planes de giras y conciertos y comenzar con la composición de cara al cuarto disco de la banda. Ya hay algunas ideas a las que hemos comenzado a dar forma y tienen una pinta tremenda ya desde el inicio. Estamos deseando que todo ruede según los planes previstos para poder hablar de un nuevo álbum de The Mirage en 2013.

JS: ¿Volverá a estar Will Maya (productor de The Answer) detrás de la grabación, como en rEVOLUCIÓN, vuestro segundo trabajo?
TM: De momento todo eso está en el aire, pero desde luego, si existe la posibilidad, nos encantaría volver a trabajar con Will en nuestro próximo disco. Él es un profesional de la producción musical a nivel internacional y trabajar con él en las nuevas canciones volvería a ser un lujo como ocurrió con rEVOLUCIÓN. Sabemos de buena tinta que a Will le encantaría trabajar con nosotros de nuevo porque la química entre él y la banda fue muy especial en el segundo disco, pero de momento, como te comentaba, es pronto para hablar de esto. Ahora toca componer el mejor disco que hayamos compuesto hasta la fecha y después se verá el resto.

JS: En vuestra biografía en la página web relacionáis de alguna manera a Karpin (exfutbolista) con Maya, ¿nos podéis explicar esta curiosa mezcla?
TM: Digamos que Valery siempre ha estado relacionado con el deporte y la música colaborando como patrocinador de equipos deportivos de nuestra ciudad. De la misma manera, y a través de nuestro mánager, Tino Valladares, que estaba muy cercano a él en ese momento, surgió la posibilidad de que escuchase nuestro trabajo. En ese momento creemos que Karpin captó la esencia de esta banda, nuestra capacidad de trabajo y nuestra ilusión puesta en el proyecto, y se decidió a colaborar como productor ejecutivo en la grabación y edición de rEVOLUCIÓN. Queremos dejar claro, de todas formas, que de no haber sido así, el disco hubiera sido grabado de la misma forma. Estábamos ansiosos por grabar y dar un salto de calidad haciéndolo de forma profesional, y así ha sido de una u otra forma.

The Mirage

Un traguito para aclarar la voz entre canción y canción que no falte

JS: Por cierto, esa bio a la que hacíamos referencia en la pregunta anterior parece que está un poco desactualizada. ¿Podríais, en un par de líneas, actualizarla para Tanaka Music?
TM: Es un detalle que se nos ha escapado en alguno de los medios de promoción que nosotros mismos manejamos, es cierto, y pedimos disculpas por ello. En ocasiones la cantidad de trabajo es tanta que se nos pasan por alto detalles importantísimos. Prometemos solucionar esto en cuanto acabemos esta entrevista (risas). Y respondiendo a la pregunta, creo que lo más destacable es la incorporación de un nuevo vocalista a la banda, Martín Búa, con el que ya hemos editado un disco en 2011 (un álbum de versiones de nuestros favoritos de toda la vida y algunos temas propios revisitados en formato acústico y eléctrico tal como los vemos en la actualidad) que hemos titulado A-52 y que nos ha servido para presentar a nuesro nuevo miembro en un tour de diez fechas por las ciudades más importantes de la península. Después de esto ha existido un pequeño parón en la banda por motivos personales que solo nos ha permitido realizar alguna que otra fecha esporádica como nuestra participación en una fiesta organizada por Kiss Army Spain (único club de fans autorizado por Kiss en España) para 400 personas en A Coruña.

JS: Cambiando un poco de tema… ¿Sabéis que tenéis exactamente el mismo nombre que un grupo británico de música pop pysodélica de los años 60? ¿De dónde salió el vuestro?
TM: Conocía la existencia de esta banda de la que hablas pese a que nunca me he parado a escuchar su música, ahora que lo comentas (risas). De todas formas el descubrimiento de esta banda fue posterior a la elección del nombre para nuestro proyecto, evidentemente. En nuestro caso el nombre provino de un diccionario de inglés, simple y llanamente (risas). Nos gustó su sonoridad y además encajaba, en su significado (el espejismo), muy bien con lo que veníamos haciendo musicalmente en los principios de la banda, que era un rock más orientado hacia la música progresiva, sinfónica, etc. Pasado el tiempo se fue dando forma a lo que hoy en día somos y el nombre permaneció con nosotros. Podemos decir que en este momento el nombre está por encima de cualquiera de los músicos que nos encontramos dentro del él.

JS: Hablando con James Ulrich, un compañero de esta casa, me decía que el MySpace está muy desfasado. ¿Cómo lleváis vosotros el tema de las redes sociales? Porque parece que el MySpace lo tenéis muy actualizado…
TM: Hoy en día está todo tan masificado que es difícil destacar entre tantas propuestas, y además con calidad. Pero es obvio que las plataformas como Myspace o las redes sociales como Facebook, son herramientas a las que todo el mundo puede tener acceso de forma gratuita para promocionar su trabajo. Afirmamos rotundamente que son herramientas super válidas para las bandas que se autogestionan como nosotros y hacemos uso de ellas a diario. Si bien es cierto que Myspace ha dejado de funcionar como en sus inicios, quizá por esta masificación de artistas que han llegado a él, también es obvio que es una buena plataforma a la que enlazar a los curiosos para que vean y escuchen tu trabajo, cosa que es menos personalizable a través de las redes sociales, en las que tu página poco diseño propio puede tener… Digamos que en nuestro caso utilizamos Myspace como una especie de página web, solo que gratuita y que no está de más tener.

JS: ¿Qué es lo que opináis de las descargas gratuitas? Unos “vecinos” vuestros, Marxe Eskerda, apuestan por dejar descargar gratuitamente siempre su música en una entrevista que les realizamos a principios de este año.
TM: Obviamente, a nivel promocional puede ser una buena herramienta, pero como fans de la música y de la compra de discos habitual, no creo que lleguemos nunca al punto de regalar nuestro trabajo. Son muchas horas de dedicación a realizar algo demasiado especial para nosotros como para hacer que se quede en meros archivos digitales que acabarán en alguna desconocida carpeta de algún disco duro del universo entre un millón de archivos más. Lo nuestro se basa más en acabar siendo algo físico, con su arte y su contenido para los que disfrutan de la música como antiguamente se hacía. El que compre un disco nuestro podrá presumir de haber comprado algo especial, algo que permanecerá en su estantería para el resto de su vida. Si de esta forma contribuimos a que nuestra música llegue a menos gente, no nos importa realmente, porque la gente a la que le llegue nuestro trabajo serán aquellos que realmente desean tenerlo. No hay mejor regalo que este para alguien que se dedica a crear arte, y a ellos dirigimos nuestros esfuerzos.

JS: Parece que el sonido clásico, que más o menos es lo que proponéis, está un poco “perseguido” ultimamente. Es decir, hoy en día predomina más otro tipo de música más “moderna”…
TM: Tampoco creo que el estilo esté perseguido exactamente, sino que no ha gozado de la popularidad de otros estilos quizá más modernos, ó también más duros. De todas formas hay mucho público para este estilo de música, y que cada vez se está despertando más, sobre todo en nuestro país, donde parecía estar un poco escondido. Una buena muestra de ello es la cantidad de bandas, clásicas y no tan clásicas que practican este rock que adoramos, que visitan nuestras tierras año tras año. Solo hay que esperar el momento para darse cuenta de que esta música siempre ha estado y va a estar ahí mientras otras tendencias se van quedando por el camino. De hecho puedo decir que me sorprendo cada día más de la cantidad de bandas que salen a la luz en nuestras fronteras y con una calidad tremenda, que no es más que una gran señal de que hay fans detrás que la siguen llevando muy adentro. Mientras exista la gente que lo escuche habrá gente que lo cree, de eso no me cabe duda.

[youtube id=”nTrF1bkr9AU” width=”600″]

“Cuando el mundo pare”

JS: Del mismo modo, cantar en español parece, tirando de exageración, que está mal visto hoy en día. Vosotros sois fieles a eso, ¿es por algún motivo en especial?
TM: El motivo concreto de dirigir nuestra música hacia nuestro idioma es claro y se basa en orientar nuestras canciones y textos al público que mayoritariamente va a comprar nuestros discos, que es el español mayoritariamente, aunque se han dado casos concretos en Japón, Canadá y sobre todo Latinoamérica. Creemos que es una buena forma de que la gente se entere de lo que tenemos que decir ó contar y no por ello ha de sonar mal o falto de calidad. Se pueden hacer cosas muy buenas, estoy seguro, prácticamente en cualquier idioma, y obviamente el español es el que dominamos, de ahí la importancia de este en nuestra música. De todas formas, en este momento estamos haciendo algunas pruebas de adaptación de algunas de las canciones al inglés, lo que por supuesto abre más puertas hacia el extranjero que si lo hacemos únicamente en nuestra lengua, y no está yendo nada mal. No descartamos hacerlo en los dos idiomas de cara al próximo disco, por ejemplo.

JS: Vuestros directos se rigen por el espectáculo puro y duro, con interactuación desde el minuto uno. Aunque os llegue la fama llegado el momento, eso no va a cambiar, ¿no?
TM: Puedes estar seguro de que nuestros conciertos van a estar caracterizados, hasta que el cuerpo aguante, por la entrega y el sudor. Todo aquel que pague su entrada por vernos se va a llevar como mínimo la entrega de una banda que también es fan del rock y asiste a conciertos asiduamente, con lo que está asegurado que no le haremos el feo de tocar menos de hora y media a nuestra gente, como no nos gusta que nos lo hagan a nosotros nuestras bandas favoritas. Además, disfrutamos de lo lindo tocando, con lo que lo realmente difícil y molesto para nosotros es tener que dejar el escenario en cada show. Los conciertos deberían de durar una eternidad, es una sensación indescriptible y me encantaría que cada persona del mundo pudiera experimentarla para que conociera de primera mano las locuras y los kilómetros que hacemos por el placer de sentirla en nuestras propias carnes.

JS: ¿A qué grupos destacaríais hoy en día en el panorama nacional e internacional? ¿Con quién os gustaría poder tocar algún día o con quién os quedásteis con ganas de tocar?
TM: Realmente destacaría una banda que está poniendo toda la carne en el asador con unos discos y conciertos de talla internacional sin atravesar ni el gran charco ni los Pirineos. Esta banda se llama Eldorado y son de Madrid, lo mejorcito que ha dado la tierra de los toros, las palmas, “La Roja” y el olé en muchísimos años, y además amigos muy queridos de The Mirage. A nivel internacional hay millones de bandas que destacaría, pero si tengo que elegir la banda del momento en el rock internacional me decanto sin pensarlo mucho por los suizos Gotthard, que han aportado un aire fresco al panorama desde hace unos años hacia aquí sin haber tenido que inventar nada que no se haya hecho antes. Son sencillamente geniales en lo suyo. Respecto a la segunda pregunta, os contaremos una anécdota que ha estado a punto de suceder y que no se ha llevado a cabo por falta de medios económicos para que se hiciera realidad. Esta historia tiene que ver con la posibilidad que se planteó hace ahora mismo un año y medio más ó menos, de que estuviera en nuestras tierras la leyenda viva del Rock, Grahan Bonnet (Raimbow, Alcatrazz, y un largo etcétera de proyectos de los grandes del género). Resulta que el propio vocalista tenía planes de visitar España sin su banda durante un tour, y él mismo había seleccionado a The Mirage para ser su banda de acompañamiento presentando temas de toda su carrera, dándonos la oportunidad de tocar a la vez como teloneros con nuestro propio repertorio y vocalista. Por unas cosas u otras no ha podido ser así que nos hemos quedado con las ganas por las que preguntabas, con lo que lo único que nos queda, que no es poco, es la satisfacción de que un grande al que todos admiramos en esta banda haya apreciado nuestro trabajo. Es un gran orgullo para nosotros y es la primera vez que hablamos de esto en público, por cierto (risas).

JS: Bueno, pues con esta genial primicia y ya para finalizar, como hacemos de vez en cuando en esta humilde casa, unas preguntillas rápidas (y chorras):
• ¿Un álbum? ¿Sólo uno? Muy difícil quedarse con uno entre millones.
• ¿Vinilo o mp3? Ni uno ni otro. Me quedo con el cd, calidad de sonido y formato cómodo, sin más. Obviamente, por nostalgia, el vinilo ante el mp3, por supuesto.
• ¿Concierto pequeño en sala o festival grande? Depende del momento, pero un concierto cercano y más íntimo creo que me trae mejores sensaciones. Quizá me quedaría con los conciertos en salas pequeñas, sí.
• ¿Muslo o pechuga? Para qué elegir si se puede picar un poco de todo (risas).

Hasta aquí llega la pedazo entrevista que, como no, agradecemos nos hayan concedido. Por cierto, hace bien poco colgaron un cartel de “se busca bajista” para el grupo. Ya sabéis, si estáis interesados…

The Mirage: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm

Share

Acerca de Strummer

De pequeño crecí con un hermano mayor adicto a grupos tan diferentes como Public Enemy, Sex Pistols o Pixies. Los años, y el bombardeo de las radio fórmulas y el mainstream, no consiguieron que empeorase mi gusto musical, que ahora se extiende a otras muchas vertientes. Aquí estoy para hablar de ellas y de todo lo que se me pasa por la cabeza.