Archivo de la etiqueta: The New Raemon

Novedades sobre “Oh, rompehielos”, el nuevo disco de The New Raemon

The New Raemon sigue ultimando los detalles de su próximo disco, Oh Rompehielos. Tras anunciar primeramente una serie de conciertos que se fue completando esta semana hasta llegar a ser nada más y nada menos que 21 fechas, ayer mismo daba a conocer detalles sobre este nuevo trabajo. Por lo que ha compartido en su página oficial de Facebook, las letras de las canciones ya las tiene terminadas y para la semana, antes de salir de gira, entrará a grabarlas para así al regresar, mezclar un nuevo álbum que saldrá a finales de 2015. Estará formado por 10 canciones de unas 16 posibles y alguna de las que se quedará fuera, formará parte más adelante de un futuro single.

Ayer terminé las letras del próximo disco, titulado ‘Oh, rompehielos’. El próximo martes terminaré la grabación junto a mi viejo amigo Lluís Cots en el Estudio Nautilus, Arenys de Mar. A la vuelta de la inminente gira acústica de 21 fechas (todas casi del tirón) Lluís y yo regresaremos al estudio para mezclar el álbum. El quinto disco de The New Raemon tiene fecha prevista para finales de enero de 2015 y el diseño es obra de Arnau Pi / Graphic Designer.
Finalmente he seleccionado 10 canciones de un total de 16 candidatas, alguno de los descartes formará parte de un futuro single que grabaré junto a Santi y Victor Garcia en Ultramarinos Costa Brava y que BCore Disc planea publicar meses después del lanzamiento de ‘Oh, rompehielos’. Gracias por la paciencia, deseando poder compartir las canciones muy pronto.

Dice el refrán que las cosas buenas se hacen esperar, ¿no? Recordad que en menos de una semana dará comienzo a una gira que lo llevará gran parte de la Península, y si pasa cerca, ya sabéis qué hacer.

The New Raemon

Vía: Facebook
The New Raemon: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm

Share

The New Raemon vuelve con nuevo disco: “Oh, Rompehielos”, y nuevas fechas de conciertos

Dos años han pasado desde la publicación de Tinieblas, por fin, y desde entonces, Ramón Rodríguez no ha parado pese a su retirada de los escenarios el verano pasado. Una ausencia como The New Raemon que le permitió no sólo dedicarse a su otra faceta como guionista de cómic, sino también a levantar proyectos paralelos (Convergència i Unió junto a María Rodés y Martí Sales) y rescatar a Madee, coincidiendo con el décimo aniversario de Orion’s Belt, y publicar un epé, Age of Ruin.

Y gracias a la montaña rusa que supuso este último año, parece que Ramón vuelve con las pilas bien cargadas, ya que además de anunciar gira en solitario a partir del mes de septiembre, con la que recorrerá la gran mayoría de ciudades españolas, para 2015 tendremos un nuevo disco: Oh, Rompehielos. Os seguiremos informando.

4 de septiembre – Bar Italia – Vilanoca
6 de septiembre – La lata de bombillas – Zaragoza
7 de septiembre – SONS – Castellón
9 de septiembre – Sala Stereo – Alicante
10 de septiembre – Café La Contonada – Tarragona
12 de septiembre – Jazz Cava – Vic
14 de septiembre – Cotton Club – Bilbao
15 de septiembre – Secret Show – León
16 de septiembre – El Patio de la Favorita – Gijón
17 de septiembre – Teatro Zorrilla – Valladolid
18 de septiembre – Sala Clamores – Madrid
19 de septiembre – Kunsthale – Santiago de Compostela
20 de septiembre – Café & Pop Torgal – Ourense
21 de septiembre – La Fábrica de Chocolate – Vigo
24 de septiembre – Malandar – Sevilla
25 de septiembre – Polaroid Club – Granada
26 de septiembre – Velvet Club – Málaga
27 de septiembre – Wah Wah – Valencia
28 de septiembre – Sala Jo! – Murcia

10 de octubre – Sala por confirmar – Terrats (Barcelona)
15 y 16 de octubre – Heliogàbal – Barcelona @ Heliogàb

The New Raemon

Hay barbas que nunca cambian

Vía: dod magazine
The New Raemon: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm

Share

Supersubmarina

Crónica: FIZ @ Sala Multiusos (Zaragoza, 28/09/2013)

Un año más la Sala Multiusos de Zaragoza se vestía de gala para acoger otra edición del FIZ, el Festival Independiente de Zaragoza. Parece mentira pero ya han pasado trece años desde la primera edición y desde entonces han ocurrido muchas cosas. Gracias a este festival los zaragozanos han podido disfrutar de Mogwai, Massive Attack, Spiritualized o Travis, en resumen, artistas que de ninguna otra forma hubiesen acudido a la capital maña. Por esta razón y para celebrar sus trece años de existencia, decidieron traer al DJ británico Norman Cook, más conocido como Fatboy Slim. Afortunadamente la propuesta del festival abarcaba grupos más fieles a su espíritu inicial como la banda local Big City, The New Raemon & Maga, Supersubmarina y Dorian. El día estaba triste, completamente nublado y solo me quedaba confiar en ellos para mejorarlo.

Big City

La banda que tenía la responsabilidad de abrir este año el festival eran Big City y para cuando entré ya habían empezado a tocar. Su sonido recuerda mucho a los ya extinguidos The Sunday Drivers pero con algo más de garra. Llevan más de una década juntos, la crítica los ha abrazado unas cuantas veces pero como a otros tantos grupos, el reconocimiento de algunos medios no les ha valido para ganar público. Venían para presentar su reciente último disco, The Way The Trees Are, pero como es costumbre en este festival, el primer grupo del día está destinado al ostracismo y solo unos pocos afortunados nos acercamos a ver qué ofrecía la banda zaragozana.

Por fin llegaba el momento más especial del día con la última actuación de The New Raemon, que ha decidido alejarse de los escenarios por un tiempo indefinido. En este ocasión le acompañaban los sevillanos Maga, que parecen estar viviendo una segunda juventud. El concierto empezó con Risas Enlatadas perteneciente al último disco del bueno de Ramón y dado que ambas partes se iban turnando, la siguiente canción en sonar fue la mítica Diecinueve, muy bien recibida por el público. Canciones de Maga y The New Raemon sonaban alternativamente y de esta forma pudimos disfrutar de Hagamos cuentas, la genial Marathon Man o la ya clásica La Cafetera. La Sala Multiusos estaba todavía injustamente a medio llenar, pero eso no impidió que cada canción fuese coreada con la misma rabia que caracteriza al catalán.

The New Raemon

Con motivo de El problema de los tres cuerpos, el disco que sacó hace un tiempo con Francisco Nixon y Ricardo Vicente, decidió invitar a este último para cantar juntos Todos tus caballos son de carreras, que hizo las delicias del público. Maga, que descansaba mientras tanto entre bambalinas, volvieron otra vez al escenario para tocar una bonita versión de Astrolabios. Todo terminó con Te debo un baile, una de las canciones más conocidas de The New Raemon y que realmente se trata de una versión de la banda barcelonesa Nueva Vulcano. Es por ello que dejó a un lado la cercanía acústica y decidió ceñirse a la versión original, despidiendo de una forma inigualable el mejor concierto del festival.

Tenía ganas de volver a ver a Supersubmarina. En el siempre complicado momento del segundo disco, decidieron arriesgar pero se quedaron a medio camino. De cualquier forma, José Chino y compañía se presentaron en Zaragoza con ganas de comerse el mundo. Todo comenzó con Eléctrico, precedida de la ya habitual intro de Magia electroviral. Una cosa es indiscutible y es que los de Baeza han sabido llegar a muchísima más gente, prácticamente no cabía nadie más entre el público. En la primera parte del concierto prevalecieron las canciones de su último álbum y trallazos como Canción de guerra sonaron mejor que nunca. También es cierto que canciones más lentas como De las dudas infinitas me produjeron un fuerte efecto somnífero. No se puede tener todo.

Supersubmarina

La segunda parte del concierto fue más frenética y divertida, predominando canciones como Hermética, Kevin Mcalister o Puta Vida, que es sin duda donde más brillan. Había visto ya más veces a Supersubmarina y siempre me habían dejado algo frío. Hoy no puedo hacer otra cosa que exaltar su actuación porque aunque me pese, dieron un excelente concierto a pesar de contar con ciertos imprevistos: Jaime, el guitarrista, estaba gravemente lesionado en el hombro. Se despidieron como hacen habitualmente con Cientocero dejando el listón muy alto y confirmando mi reconciliación con el grupo.

Ya había llegado la hora de la banda extranjera de esta edición, los británicos Citizens!. Fueron una de las apuestas del siempre fiable sello Kitsuné y la producción de su disco corrió a cargo de Alex Kapranos, líder de Franz Ferdinand. Lo primero que destaca es el fuerte look entre glam y hipster de la formación. ¿Habrá buena música detrás de tanta pose? Pues vayamos por partes. Estos chicos saben que su debut tiene tres hits muy considerables y poco más, por esto mismo decidieron reservárselos para el final. Todo esto produjo un bucle de canciones repetitivas, tanto que a veces parecía que no habían pasado de canción. De todas maneras, la banda inglesa le puso ganas y consiguieron lograr el apoyo del público con una graciosa versión de Bésame mucho. Ver al cantante de la banda, cuyo parecido a David Bowie de joven es considerable, cantando esta canción fue lo más curioso de la noche. El experimento funcionó y a partir de aquí todo fue a mejor.

Citizens!

Finalmente se decidieron a hacer uso de sus canciones más reconocidas, empezando por Reptile, cantada por una parte considerable del público. La cosa parecía que empezaba a mejorar y el nivel fue subiendo con I’m in love with your girlfriend o Caroline. El cantante justificaba en buen parte el gran trato que les estaba dando Zaragoza ya que no paró de moverse, bailar e incluso intentó saltar la valla que le separaba del público, lo que terminó de agotar la paciencia del personal de seguridad. Aún les quedaba True Romance, su canción más reconocida y que disparó el hype en torno al grupo allá por el 2012. Habrá que ver si en el futuro son capaces de reinventarse y no recurrir siempre a lo mismo. La cuestión es que Citizens! salieron victoriosos de un difícil enfrentamiento con la mayoría de la audiencia desconocedora de su único álbum, y hacer algo así es muy complicado. Bravo por ellos.

Cubrir la información del FIZ desde la primera fila empezaba a ser muy agotador, aún así aguanté el tipo para ver la actuación de Dorian. A pesar de que he hecho el esfuerzo de escuchar sus discos un par de veces, nunca he conseguido disfrutar de su música. Por suerte para ellos, hay muchísima gente que no comparte esta opinión y se dejaron todo cantando los estribillos ya clásicos de La tormenta de arena o Cualquier otra parte. He de admitir que su nuevo trabajo me parece lo más atractivo que han hecho hasta ahora y quién sabe, a lo mejor en el futuro cambio de opinión. Lo que sí es cierto es que con su actuación disfrutaron miles de personas, así que algo bueno deben hacer.

Dorian

El cansancio ya era mayúsculo y con todo el dolor del mundo, me quedé sin disfrutar de Fatboy Slim, otra vez. Cuando abandoné el recinto ya no quedaba casi nadie de los que estábamos al principio y es lógico, ya que unos íbamos por las bandas primeras y otros muchos iban por la fiesta que garantizaba Fatboy Slim o más tarde, The Zombie Kids. Ambas posturas totalmente respetables. Bajo mi opinión lo más interesante del festival ya había pasado y por tanto, ya no pintaba nada allí. Nos marchamos a casa con la sensación de que el FIZ progresa año a año y que si la profunda crisis en el sector no ha podido con él, solo puede aspirar a hacerse más fuerte. Podremos estar más o menos conformes con el cartel de cada edición, pero sin él los zaragozanos estaríamos más huérfanos musicalmente y no nos quedaría más remedio que emigrar para ver a algún grupo interesante de cuando en cuando. Hasta el próximo año.

FIZ: Página oficial | Facebook | Twitter

Share

El FIZ Festival confirma el cartel de su próxima edición con Supersubmarina y Fatboy Slim como cabezas de cartel

El Festival Independiente de Zaragoza, el FIZ, ha confirmado los nombres que formarán parte de la edición de este año, que tendrá lugar el día 28 de septiembre. Había algo de expectación porque, no lo olvidemos, este festival ha llegado a tener a auténticos referentes en su cartel como Pete Doherty, Massive Attack o Mogwai entre otros. Finalmente el principal artista internacional de este año será Fatboy Slim, lo cual es sinónimo de fiesta, aunque quizás no es eso lo que buscamos los asistentes del FIZ. Por su parte, han elegido a Supersubmarina como grupo nacional que lidere la edición de este año. Afortunadamente, hay más grupos completando el cartel:

FIZ

Fatboy Slim
Supersubmarina
Citizens!
Dorian
The New Raemon & Maga
The Zombie Kids
Chelis
Big City
FIZ Club: The Cigarettes y Galimatías

Lo más interesante del cartel seguramente sean Citizens!, reyes del hype en 2012, junto a la oportunidad de ver quizá por última vez a The New Raemon, que como ya sabréis, abandona de forma indefinida los escenarios. Esta vez actuará con Maga como banda acompañante en el escenario. Quién no arriesga, no gana y este cartel no arriesga nada.

El precio ha subido algo respecto a otros años: si las compramos antes del uno de septiembre, nos costarán 27 euros, mientras que si las compramos después de esa fecha nos costarán 30 euros. Al precio hay que sumarle los famosos gastos de distribución que todos conocemos. Por último, para los que piensen comprarlas en taquilla, les costarán 35 euros. Siempre habían costado muy poco (unos 17 euros) si las comprabas con antelación, pero este año han decidido cambiarlo. Por calidad del cartel no será. De todos modos, seguro que hay mucha gente encantada con los artistas confirmados. ¿Qué opináis vosotros?

FIZ: Página oficial | Facebook | Twitter

Share

Crónica: Clara Viñals + The New Raemon @ LeClub (A Coruña, 01/03/2013)

Lo vivido en el concierto de anoche de The New Raemon en la sala LeClub de A Coruña debería contar como un 4×1. Y no sólo porque el catalán viniera acompañado de una de las voces más dulces de nuestro país, la de Clara Viñals, de Renaldo & Clara, sino por que para servidora era la cuarta vez que lo veía sobre el escenario y sin embargo sorprendió con un repertorio bastante completo, versiones mediante, y ese humor negro que caracterizan la mayoría de sus anécdotas presentes entre canción y canción y no sólo en las letras. Hasta la fotógrafa Cris Andina (y por ende las fotos de esta crónica son suyas), que tenía muchas ganas de verle en directo, salió sorprendida.

Aunque al principio el ambiente de la sala no era propicio para lo que nos esperaba, al final llegaríamos a juntarnos allí bastante gente. Fue Clara, acompañada en todo momento de su acústica, la que tuvo que enfrentarse a un público demasiado charlatán que se fue callando a medida que se sucedían las canciones de la artista caracterizadas por sus letras tan intimistas. Comenzó tímida con El Camí y tras un rápido cambio de guitarra con Gira-Sols, uno de los muchos sencillos de temática amorosa.

Clara Viñals

Tras Lilà, una falsa canción de desamor, enlazó directamente con otra sobre los flechazos, ese cosquilleo tonto del amor a primera vista titulado D. Un dulce “merci” dio paso a Els dies s’allarguen, una canción sobre el amor primaveral, ese que alborota las hormonas y muy acorde para la época en la que estamos. Después de estos primeros temas y más segura sobre el escenario, continuó con Migrador. Amor y distancia nunca fueron compatibles y si leéis la letra podéis fijaros los arañazos que hay escondidos detrás de tanta dulzura. Nos preguntó varias veces si entendíamos las letras y después del agradecimiento a Ramón por llevarla de paseo, nos encontrábamos disfrutando de un enfado por no ser capaz de corresponder a uno de sus novios, una canción dedicada a un antiguo profesor de francés, Après la Fête y luego de una pequeñita ovación llegó la cortante Al final de les mans. “Entre els barrots veig el que hi ha, ungles afilades al final de les mans”. Poco más tengo que decir sobre el directo tan personal y frágil que ofreció Clara, ya que creó el ambiente idóneo para darle el relevo a un Ramón camuflado entre el público.

Setlist Clara Viñals:

El Camí
Gira-Sols
Lilà
D.
Els dies s’allarguen
Migrador
Les runes
Sant Martí
Après la Fête
Al final de les mans

Me parece algo absurdo presentaros a estas alturas a The New Ramon porque solamente si habéis estado escondidos los últimos años no sabréis de quién os hablo, pero como creo que no es el caso, vamos allá. Finalizado el directo de Clara y echando una visual a la sala, pude observar que el público de LeClub no era precisamente un compendio de niñas histéricas, sino una mezcla de edades y sexos que llenó sin espacios la sala. El catalán abrió el concierto con sus Risas enlatadas, La ofensa y una amarga El verdugo ante una multitud que lo adoraba y comenzaba a acompañarle en los coros (eso sí, aquellos que no estaban más preocupados en hablar en voz alta de cualquier gilipollez excepto del concierto). Ramón presentaba su disco nuevo, Tinieblas, por fin, aunque eso no le impidió deleitarnos con alguna vieja gloria como El fin de la resistencia (de su gran A propósito de Garfunkel), muy seguida por el público y que nos llevó a subir al vagón de los éxitos: Sucedáneos y “una de esas canciones para cuando una novia te deja y quieres que vuelva y le escribes un email”, La cafetera.

La impresión que transmitía en todo momento es que iba a ser un concierto amplio, las canciones sonaban perfectas apoyadas por la emoción del público de las primeras filas que bañaba sus temas en aplausos. Tras la obligada versión de Te debo un baile de sus amigos Nueva Vulcano, llegó el turno de “una canción que en el disco suena muy cañera”, Marathon Man, que junto con Grupo de danza epiléptica más adelante, serían las cuatro canciones que tocaría durante toda la noche del disco presentaba. A partir de aquí, el concierto se convirtió en un esperado repaso a su discografía empezando con una de mis favoritas: El refugio de Superman, con ciertos cambios en la letra (“la revolución francesa interna…”), que desembocó en la que el llamó “un plagio inconsciente”, Elena-na, que fusionó con la susodicha y preciosa Wicked Game, del mítico tema de Chris Isaak.

Ramón2

Ramón es uno de esos músicos a los que no se le coge en un despiste, demasiados escenarios a sus pies y musicalmente sigue siendo una gozada escucharlo y más aún si sigue mezclando temas de ayer, de hoy, versiones y anécdotas varias. Pero el precioso momento del concierto de anoche llegaría a la hora de interpretar (¡mi cara era un poema!) Virginia, de David Bazan, al que mandó bastantes saludos haciendo mención también a su paso por Ourense. Después de un merecido gran aplauso, seguía bromeando con su peculiar humor y sonriendo sin parar. “Joder, ¡cómo os gustan las canciones de desamor y de rupturas! Así daba paso a Lo bello y lo bestia antes de El saben aquel que diu y el chiste que alguien pidió entre el público y que lo pilló desprevenido, venía a decir algo así: “Dos amigos que se encuentran después de mucho tiempo: – Oye, ¿qué tal todo? + Bien, encontré trabajo de profesor de inglés y tal. – ¿Un trabajo estable? + No, table es mesa”. Un músico dispuesto a ofrecer platos fuertes entre La dimensión desconocida de la luz roja de la sala, que fue recibida con júbilo aún entre risas.

Tras esta última, aprovechó para avisarnos de que se iba a saltar todo ese paripé absurdo del bis: “imaginad que ya he bajado, habéis gritado otra, otra y ya he subido otra vez, ¿de acuerdo?”. Comenzó con Repartiendo el sombrero, de su disco El problema de los tres cuerpos en el que participan también sus amigos Francisco Nixon y Ricardo Vicente, y la verdad fue una grata sorpresa que al terminar ésta, el catalán se sincerara con nosotros contándonos que ésa y la siguiente, eran un pequeño homenaje a su padre. “Un hombre sabio, que por eso está jubilado”, decía. El fin del imperio sonó realmente dura, una buena crítica a la basura de país en la que nos encontramos actualmente y donde realmente fuimos Consciente Hiperconsciente de que tenía razón. En Tú, Garfunkel pidió la colaboración del público para “destrozarla” y durante el tiempo que duró, sólo nos preocupamos del pequeño karaoke que se montó al acompañarle las chicas en una parte y los chicos en otra.

The New Raemon

Y entre risas interpretaba su tema número 19 de la noche y entre una ovación dio paso a un momento de peticiones donde al final la ganadora fue Mano izquierda, antes de Grupo de danza epiléptica, que gracias a su “intensidad de la hostia” funcionaría como cierre de un concierto notable, sin nada que achacarle al músico, muy amplio en temas donde la única pega que le puedo poner es que quizás a algunos nos sigue gustando el formato minimalista, pero nada más que echar en cara a un artista que parece que tiene prohibido el decepcionar.

Ramón

Setlist The New Raemon:

Risas enlatadas
La ofensa
Verdugo
El fin de la resistencia
Sucedáneos
La cafetera
Te debo un baile
Marathon Man
El refugio de Superman
Elena-na
Virginia (Versión David Bazan)
Lo bello y lo bestia
El saben aquel que diu
La dimensión desconocida
Repartiendo el sombrero
El fin del imperio
Consciente hiperconsciente
Tú, Garfúnkel
Mano izquierda
Grupo de danza epiléptica

Clara Viñals: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm
The New Raemon: Página oficial | Facebook | Twitter | Last.fm
LeClub Directo: Facebook | Twitter

Share